Biopsia de Riñón

La biopsia de  riñón es la extracción de un pequeño fragmento de tejido del riñón para su análisis. El médico hace un pequeño corte en la piel, se utilizan imágenes de ultrasonido para encontrar la ubicación apropiada, algunas veces, se utiliza otro método imagenológico como una TC; se introduce una aguja para biopsia a través de la piel hasta la superficie del riñón, se le solicita tomar y contener una respiración profunda a medida que la aguja entra en el riñón y finalmente se extrae el número de muestras necesarias para el posterior análisis.

Recomendaciones generales

  • Si toma antiagregantes o anticoagulante plaquetarios (ASA-Aspirina, Asawin, Aspirineta, Warfarina o Coumadin), se deben suspender 10 días antes del  examen. Consulte a su médico sobre la seguridad de hacerlo.
  • Copia de la orden autorizada por la aseguradora y copia de la historia clínica.
  • Si toma otros medicamentos NO suspenderlos el día del examen.
  • Traer los resultados de los exámenes de laboratorio (no posteriores a 1 mes a partir de la fecha de realización)
  • Pruebas de coagulación (TP-TPT-INR- Recuento de plaquetas)
  • Hemoglobina.
  • Asistir con acompañante adulto.
  • Informar al personal de enfermería los medicamentos que consume.
  • Traer los estudios anteriores recientes, relacionados con el examen que se va a realizar.
  • Si el estudio de patología requiere inmunofluoresencia, coloración básica y/o microscopia electrónica el paciente debe traer el día del examen una nevera de Icopor pequeña con cubetas de hielo para garantizar la temperatura de la muestra.

.

El día del examen

  • Tomar los medicamentos correspondientes.
  • Tener ayuno mínimo 6 horas.
  • Presentarse 15 minutos antes de la hora de la cita.
  • Traer la orden autorizada por la aseguradora, historia clínica, resultados de los exámenes de laboratorio y estudios previos. Sin estos documentos no se realiza el estudio.
  • Debe venir con ropa cómoda (dos piezas).
  • Informar al personal de enfermería los medicamentos que consume.

Cuidados después del procedimiento

  • Guardar reposo absoluto el día del procedimiento cualquier vendaje o apósito puede ser removido al día siguiente.
  • El sitio de la biopsia puede quedar dolorido y sensible por uno o dos días. Según el caso el médico le indicará el analgésico más adecuado para evitar y aliviar el do­lor.
  • Consultar al especialista si después del procedimiento presenta algunos de los siguientes signos: color, calor, dolor intenso, hematoma en el sitio de la punción, fiebre y/o sangrado excesivo, hematuria (orina con sangrado) que no se resuelva en las primeras 12 horas.